Concentración por el convenio colectivo en la Real Casa Misericordia de Tudela

Trabajadoras y trabajadores han exigido a la dirección que "de manera inmediata dé un impulso a la negociación de un convenio que afecta a más de 50 personas"

misericordia concentracion
Trabajadoras y trabajadores de la Real Casa Misericordia se han concentrado en la puerta del centro.
Concentración por el convenio colectivo en la Real Casa Misericordia de Tudela

Trabajadoras y trabadores de la Real Casa Misericordia de Tudela se han concentrado en la puerta del centro para exigir a la dirección que "de manera inmediata dé un impulso a la negociación del convenio colectivo que afecta a más de 50 personas". Para ello, "es imprescindible una respuesta íntegra a todas las reivindicaciones realizadas por las trabajadoras y trabajadores", han señalado.

Desde el inicio de las negociaciones en marzo, hasta la fecha de hoy, la dirección se ha reunido con el comité para la negociación en tres ocasiones. "Los avances realizados en la negociación ni son significativos, ni es lo deseable por nuestra parte", han explicado las representantes de la plantilla.

Desde la dirección se alude a distintos motivos, como causa del entorpecimiento de la negociación (covid‐19, convenio autonómico, nuevo acuerdo de plazas concertadas con el Gobierno de Navarra), "lo que origina incertidumbre", han apuntado desde el comité, antes de añadir que "no compartimos lo expuesto por la empresa, y consideramos que responde a una estrategia para ganar tiempo".

El plazo de vigencia del actual convenio finaliza el 16 de marzo del 2022 y "la situación comienza a ser preocupante, ya que la dirección no ha querido prolongar", han asegurado la representantes de las trabajadoras y trabajadores de la Real Casa Misericorida, pese a la solicitud expresa de la representación, la vigencia del actual convenio.

"Hoy nos hemos concentrado para mostrar  nuestro rechazo a la actitud de la empresa y que sepan que no vamos a quedarnos con los brazos cruzados ante esta situación. Queremos una respuesta integra a toda y cada una de las reivindicaciones planteadas por las trabajadoras y trabajadores de la residencia Real Casa Misericordia para la
mejora de sus condiciones laborales. Estamos cansados de excusas que tienen como fin dilatar la negociación con objetivos economicistas", han concluido.

 

Comentarios